Desafío 2011: Aquí llueve

3.1.11


DESAFÍO 2011 : AQUÍ LLUEVE

¿En que consiste? Se trata de llegar a una lista de 10 libros, en los que aparezcan escenas en que llueva relacionadas con el/los protagonista/s : pueden ser románicas, solitarias...etc.
¿Cómo se deberá poner? Se deberá poner el nombre del libro, el autor, y la página. (Si se quiere también se puede poner un resumen de la escena o las páginas en qué aparece).
¿Cuándo finaliza el desafío? El 31 de diciembre de 2011.

Aquí iré añadiendo mi lista de libros:


1. Rubí de Kerstin Gier:

Salí corriendo hacia Oxford Street. Llovía a cántaros. Tendría que haber cogido las botas de agua además del impermeable. (Pg: 48)

2. El cielo está en cualquier lugar de Jandy Nelson:

Entonces noto sus manos en mis mejillas y nos estamos besando y la lluvia cae sobre nuestras locas cabezas y una vez más todo mi ser está encendido de felicidad. (Pg: 188)

3. Zafiro de Kerstin Gier.

La lluvia caía con más fuerza ahora, y después de haber estado en el bien iluminado salón de los Brompton, el camino de vuelta a la iglesia en la oscuridad resultaba aún más siniestro que el de ida. (Pg: 314)

4. Resurrección de Lea Tobery.

Miró hacia el jardín con gran interés. Llovía ligeramente. (Pg: 188)

5. La chica del lago de Steph Bowe.

Jewel me agarró del brazo y tiró de mí mientras el chaparrón se convertía casi en un diluvio. 
Corrimos bajo la lluvia. (Pg: 142)

6. Pomelo y Limón de Begoña Oro.

Durante todo aquel lluvioso domingo, Jorge y María se buscaron por las ventanas de sus respectivas casas. (Pg: 51)

7. Predestinados de Josephine Angelini.

Empezó a llover. Primero una, después dos y después tres gotas enormes de lluvia veraniega rociaron el parabrisas del coche. Un segundo más tarde, empezó a jarrear con más fuerza. (Pg: 49)

8. La gramática del amor de Rocío Carmona.

Lo miró conmovida. Fruncía el entrecejo al concentrarse en la carretera, que se veía más oscura de lo habitual por culpa de la lluvia. (Pg: 76)

9. El silencio se mueve de Fernando Marías.

Pero no siento la lluvia en la espalda, ni tampoco deslizarse por la nuca, a pesar de que se cuela, helada y serpenteante, por el cuello de la camisa. (Pg: 371)

10. El cielo puede esperar de Cally Taylor.

Ni siquiera me había dado cuenta de que estaba lloviendo. (Pg: 180)

1 comentario:

  1. Qué desafío tan original! Este año espero apuntarme a unos cuantos. De momento me apuntaré al de libros de colores... y ya veré si me apunto a éste, aunque, precisamente, el libro que estoy leyendo podría servir. Se trata de "La playa de los ahogados" de DOmingo Villar, situado en Galicia, donde siempre llueve...

    ResponderEliminar

ir arriba